Desde abril de este año el colegio de Fustiñana ha estado inmerso en la creación de su huerto escolar.

Después de acudir al curso de formación que impartió la Red de Huertos  y consultar con el claustro, decidieron empezar esta experiencia. Contaron con Arancha  Ruiz que les echó una mano (importante) a la hora de planificar el huerto y les aportó los materiales que necesitaron para empezar.

 Lo realizaron 5º y 6º, anteriormente habían quitado las malas hierbas y las piedras grandes.
1º y 2º pintaron los tablones y los dejaron preparados para que los de 4º los decoraran.
El Ayto también les proporcionó plantas aromáticas que plantaron los de 3º.
Infantil  por su parte sale a visitarlo y a regarlo.

Está claro que con ganas e ilusión pronto en casi todos los colegios de la Ribera florecerán los huertos escolares para aprender conocimientos y valores.